Aprender a llamar a las personas con algún tipo de discapacidad de manera correcta, es importante para tener un lenguaje incluyente y evitar discriminar, destacó el Consejo Nacional para el Desarrollo y la Inclusión de las Personas con Discapacidad (Conadis).

El organismo expuso que referirse a una persona con discapacidad o con funciones especiales: discapacitado, inválido, disminuido, enfermo, incapacitado, deficiente e inútil, es incorrecto, lo adecuado es referirse a ella como persona con discapacidad.

Decir que alguien es inválida, minusválida, paralítica, está mal, lo correcto es persona con discapacidad motriz, mientras que nombrar a un persona como invidente, cieguito o todos sus diminutivos, no es aceptable, el lenguaje preciso es persona con discapacidad visual, con baja visión, con debilidad visual o ciego.

En cuanto a las personas con discapacidad intelectual, se debe evitar decirles retrasado mental, mongol, tonto, tarado, inútil, idiota o deficiente, indicó mediante una infografía publicada en su cuenta oficial de Twitter.

Señaló que lo correcto es referirse a una persona con discapacidad auditiva, sorda o con hipoacúsia, en lugar de decirle sordomudo, sordito o todos sus diminutivos; respecto a las personas con discapacidad mental, psicosocial o con autismo, es incorrecto llamarles loco, loquito, idiota, demente, trastornado, anormal o autista.

Comentarios

Comentarios